viernes, 5 de julio de 2013

Las idas y vueltas de Colonia del Sacramento

Colonia del Sacramento es la primer y mas vieja ciudad de la República Oriental del Uruguay.
Fue fundada por los Portugueses en enero 1680 con el nombre de Nova Colonia do Santissimo Sacramento quienes contaban con el apoyo de las poblaciones que vivían en las riberas del Río de la Plata.
Pocos meses tardo España en dar una repuesta militar, y el 7 de agosto de ese mismo año invadió Colonia con un ejército de hombres traídos desde el Paraguay, Tucumán y las reducciones de la provincia de Corrientes.
Tres años mas tarde Colonia es devuelta a los Portugueses tras la firma de un tratado. La ciudad es entonces refundada.

Los Españoles estaban descontentos pues los Portugueses junto a los Ingleses les afectaban en sus nuevos negocios. Desde Buenos Aires llegaron los Españoles para volver a echar a los Portugueses, y para controlar el contrabando mejoraron un fuerte Portugues y fundaron lo que hoy es Montevideo.
Volvieron los Portugueses y nuevamente los Españoles. Mas tarde los Ingleses quienes fomentaban las ideas independentistas a las cuales Colonia adhirió.
La historia no termino ahí ya que fue ocupada nuevamente por los Portugueses, una última vez y solo 10 años mas tarde quedó definitivamente bajo dominio de Uruguay.
Por tranquilas calles nos vamos acercando a un más tranquilo aún casco antiguo.
Colonia ha sido la ciudad Uruguaya que mas creció en estos últimos años. Son miles los pasajeros que pasan diariamente por su puerto, muchos de los cuales viene por el fín de semana para una escapada romántica, por que mucho mas para hacer en Colonia, por ahora no hay.
El barrio histórico, declarado Patrimonio Mundial de la Humanidad por UNESCO, tiene un diseño de plano típico Portugués con calles muy angostas por propósitos defensivos. Se aprecia en su arquitectura diseños Portugueses y Españoles y su estado de conservación es muy bueno.




No me fascina la ciudad de Colonia del Sacramento, pero la encuentro simpática. El barrio histórico es lo mas relevante de Uruguay, en cuanto a arquitectura y vestigios del pasado. Hay parques, bonitas playas y paseos a corta distancia. El lugar se esta desarrollando correctamente y siempre serás muy bien tratado por los Uruguayos.

Es difícil no relajar estando aquí. Todo sucede a ritmo lento y  es lo que propone el lugar. A descorchar un Tannat y dejárse llevar por el tiempo.